lunes, 16 de abril de 2018

¿QUÉ ROPA TE PONDRÍAS EN MI FUNERAL?

Todos tenemos un unamuniano sentido trágico de la vida. ¿Quién no ha imaginado alguna vez su propio funeral? (Ahora es cuando la virtual concurrencia se mira y dice "¿Yo? Jamás..." y me hace quedar como recién salida de la López Ibor).


Yo no tengo intención ni ganas de morir, pero me molestaría mucho que me organizaran un sepelio tétrico, caro, contaminante y pueblerino, como suelen ser en España.

Preferiría que la religión católica no se metiera en mi despedida y que ésta fuera sencilla, sostenible, mona, breve y musical.


Imagino a mis allegados en un lugar urbano y lleno de cosas, mi casa, por ejemplo. (Nota mental: Hacer lista de spotify "Mi funeral"). Imagino a mis amigos recordando nuestras gestas alcohólicas y nuestras victorias sentimentales. ¿Habría comida? La verdad es que me gustaría que hubiera pizzas y cerveza. Incluso los niños beberían cerveza.
Si me da tiempo, dejaría escrito un testamento-agradecimiento (Nota mental: escribir un texto bonito de Últimas Voluntades en este blog y defender su validez legal) que leería alguien de mi parte que procediera después a cerrar mis redes sociales.






No quiero que mi cadáver esté expuesto ni a la vista. Ni siquiera que esté. Que me incineren, me cremen, o lo que sea más barato y contamine menos. Me da igual, yo ya no estaré.
Pero sí hay algo que me importa: Que mi familia, amigos y amantes vayan de riguroso luto. Es una tradición que me gusta mucho y todos tenemos ropa negra de verano y de invierno.



Como inspiración pueden ustedes ver a Kate Moss y Johnny Depp, -que son como Felipe y Sartorius, lo que todos querríamos pero no hubo manera- que el negro les quedaba genial.


Por favor, que todos se arreglen en mi funeral, hagan el favor.

Lo dice Diana Aller

2 comentarios :

El Demiurgo de Hurlingham dijo...

No me gusta la idea de morirme, pero prohibiría las lagrimas. Habría algo de música, no sería formal, salvo para las mujeres que les quede bien. Tampoco sería el otro extremo.
Saludos

Perra Totale dijo...

Me has hecho pensar en la maravillosa canción de Alma X "Mata a tu novio": el negro te sienta genial, ligarás en su funeral...
Querida, aunque siempre soy como Carmen Miranda en una eterna fiesta en casa de la familia Adams, en tu funeral pagano iría de riguroso y transparente negro. Con uno de los gorritos años 20 (auténticos) que me compré en Hayfork, California, con su red cubriendo media cara. Y fumaría finísimos cigarrillos en una boquilla de azabache, y eso que no sé fumar.
Ya tengo una edad, la misma que tú, y se me ha ido muriendo bastante gente. Transitar por este mundo con miedo a la muerte me parece una forma de lo más boba de desaprovechar la vida.