miércoles, 10 de septiembre de 2014

¿VIDA SEXUAL?

Tengo en casa un libro fascinante. Éste:





Es retorcido, insano y profundamente sexista.
Su lectura me hace valorar la lucha de quienes derribaron estereotipos macabros y esclavistas. Me admiran sobre todo las mujeres que crecieron en el franquismo, en una educación opresora y muy chunga. Si me hubiera tocado vivir entonces me habría vuelto loca, o me hubiera metido monja... que me parece la opción más saludable dado el percal moral de la época.

Estos son algunos párrafos sueltos, para que se hagan una idea:
 *pág 62 hablando de las "perversas disposiciones sexuales": La sexualidad contraria tiene lugar cuando el deleite tiene lugar por la representación, miradas o acciones con personas del mismo sexo: esta perversidad tiene lugar lo mismo en el hombre que en la mujer.

 *pág 86 bajo el epígrafe "¿Cuándo un beso es pecado?": (...)  Dos personas extrañas pueden besarse sin cometer pecado alguno, por una manifestación de amistad o afecto. Pero cometen pecado venial si, aun no mediando otras consecuencias, prueban un inmediato placer carnal. Y desde luego, cometen pecado mortal si el beso es preludio de ulteriores actos. (...) En cualquier caso es mejor ser riguroso que generoso con los jóvenes, ya que la dirección espiritual de la juventud con relación a los problemas sexuales es cosa cada día más delicada y difícil.

*pág 147 uno de muchos interesantes consejos: ¿Queréis que os respete vuestro marido? Tened para él un respeto sin límites. ¿Queréis que os honre con su estimación y que os profese un afecto constante? Velad sin descanso sobre vosotras mismas, procurando no advierta vuestros defectos. (...) Una mujer que no hace caso de estas dos virtudes caerá con el tiempo en los vicios opuestos y será la más desdichada de las mujeres.

*pág 213 Obediencia de las mujeres a sus maridos: Cuando la mujer desobedece a su marido le maltrata de obra o de palabra, puede ser castigada con cinco a quince días de arresto y reprensión, previo al juicio de faltas (Art 603, nº3 Código Penal)



*pág 257 Hablando de la masturbación en los jóvenes: Yo he visto, más de una vez, chicos jóvenes a quienes, por entregarse frenéticamente a la masturbación, su médico les ha recomendado, y sus padres admitido y facilitado, la adopción de una amiga, con la cual satisfacer su desordenado apetito sexual. Esto es querer curar un vicio mediante la adopción de otro peor; ya se puede suponer cuál ha de ser la moralidad de la mujer que a ello se preste y qué enseñanzas podrá brindar al joven.

*pág 296 Sobre la noche de bodas: El esposo no debe nunca usar la fuerza y, colocado en la debida posición, entre las piernas de la mujer sin aplastarla con su peso, procurará colocar su miembro en la entrada de la vulva y, distrayendo la atención de su compañera con besos y caricias, logrará vencer la resistencia normal del himen.

*pág 300 Frecuencia de las relaciones sexuales: Por término medio puede decirse que en nuestros climas puede considerarse normal en buena higiene verificar una cópula por semana. (...) Como, por regla general, el orgasmo es más intenso en el hombre que en la mujer, pues es posible que ésta represente un papel puramente pasivo en algunas y quizá en muchas de las cópulas, será aquél quien debiera decidir la conveniencia de espaciarlas más o menos.



Todo esto lo he copiado aquí por dos razones:

1.Agradecer la perseverancia y buen hacer de las feministas de entonces, que, contrariamente a lo que sería natural (hacerse con un fusil y cargarse todo ser del género masculino), se formaron, organizaron y lucharon con asombrosa cordura para dejar un mundo más lógico tras su paso. Gracias, gracias, gracias.

2.Alertar sobre el neomachismo imperante.
Que estas normas no tengan vigencia hoy, no quiere decir que esta salvaje diferencia de género haya disminuido. Hoy bajo un oscurísimo velo de libertad sexual crecen micromachismos acaso más peligrosos que aquéllos. Ahora las mujeres son meros objetos de consumo y viven constreñidas a un rol sexual imposible. Los hombres generan la demanda y las mujeres son la oferta.
El estrechísimo margen de desarrollo femenino, está siempre entre la represión y la explotación. Lo vemos a diario: Tíos que "controlan" el whatsapp de sus parejas, Rihanna, los comentarios supuestamente jocosos ante cualquier instantánea de una mujer, las presentadoras de la Sexta (sobre todo comparadas con los presentadores), la creciente y escandalosa cifra de mujeres muertas a manos de sus parejas o ex-parejas, cualquier comentario de Mariló Montero, Instagram, el PP, la diferencia de roles masculino y femenino en la publicidad o la pornografía, etc.

Gracias a Vida conyugal y sexual, he aprendido muchísimo.

Lo dice Diana Aller

2 comentarios :

Hans dijo...

Ah, amiga. Busca el Manual de Lóper Ibor, 'Vida sexual sana', creo que se llamaba, y verás. Dicho esto, algún día te contaré lo del curso prematrimonial de la Reina Fabiola ;)

Paloma dijo...

Nada más que añadir, Diana. Yo también me hubiera metido a monja.