domingo, 21 de diciembre de 2008

EL AZOTE DE LA MONARQUÍA







A mí Jaime Peñafiel me gusta. No sólo porque me parece consecuente, sino por el peculiar timbre de su voz pastosa, la forma que tiene de pronunciar... Es un personaje a reivindicar. Y lo es porque da a conocer la información de la que dispone y emite juicios como meras opiniones, no como noticia. (Algo que muy pocos comentaristas rosas saben dilucidar).
De tres personas que conozco que han tratado con Letizia Ortiz, dos me han hablado mal y una bien. Esto sólo da cuenta de cómo debe ser la princesa consorte en una realidad tal vez no muy aproximada ¿no?

...Pues esto es lo que hace Peñafiel: Retrata, con ese regusto marujil del detalle inútil, y con su rocosa voz de polvorón, lo bueno y lo malo de la casa real.

El gran error (y que a la larga le perjudicará) de la monarquía es intentar mermar la libertad de expresión y ocultar los detalles más humanos de la real familia en cuestión. En esta época; en este momento socio-politico si me apuran, no es en absoluto conveniente "vender" a una familia como sobresaliente sólo porque sea la del jefe de Estado. (Por muy "campechano" que pueda ser).

Peñafiel como cronista es puntilloso hasta la pesadez. (Como padre o como marido, tiene que ser insoportable...), pero como espectadora le agradezco tanto la sinceridad que emanan sus frases y la pasión que pone en cada palabra... He de reconocer que me encandila cuando narra cualquier superflua anécdota y se recrea en su propia opinión. Es evidente que el rey le cae bien. Y es evidente que Letizia no. (A mí el que me da más repelús de todos es el príncipe Felipe, así como guapo de pueblo... Y con una calidad capilar extrañísima -¿se han fijado que el pelo del príncipe Felipe no se moja nunca?-)

Hay periodistas que tras la cámara cuentan a quien quiera oír la falsedad de Letizia para con la reina Sofía; algunos recrean anécdotas dificilmente contrastables (Como la Ortiz llamando al Corte Inglés para pedir algo, sólo para recrearse diciendo "Soy la princesa Letizia..." cuando lo tiene expresamente prohibido)...
Pero Jaime Peñafiel no es así. No se calla nada tenga o no un piloto rojo encendido delante.

Su temor a que se vulgarice la monarquía como institución procede de sus profundas convicciones en pro de la realeza, porque si, señoras y señores, Jaime Peñafiel es un nostálgico, un creyente de la Real Casa. Con criterio, eso sí.

Lo dice Diana Aller

9 comentarios :

Anónimo dijo...

Y yo me pregunto, yo me pregunto... si a S.M. el Rey le sucede S.M. el Principe a este periodista monarquico quien le sucedera. ¿Los periodistas monarquicos llevan globulos azules por sus venas? ¿S.M. la princesa lleva bragas y pantys? Bueno la ultima pregunta esta respondida por el documento grafico aqui aportado. Suerte con la loteria y felices fiestas.ecda.

Anónimo dijo...

Cada vez estoy más convencida de que a Peñafielle hubiera encantado ser Letizia

Hormigo dijo...

Yo estuve el otro día de técnico en un acto en el que estaban los principitos y los seguratas de la casa real nos prohibieron expresamente que hubiese ninguna persona y, lo mejor, ninguna cámara detrás del príncipe. ¿se le vera la cremallera? ¿o sera velcro?

oligoqueto dijo...

Hombre, lo del criterio va y viene...
Yo recuerdo una época en la que de Peñafiel no salían más que parabienes hacia la familia real, hacia cualquier miembro del club hicieran lo que hicieran.
Después, cuando murió su hija y la reina no le hizo caso, es cuando empezó a ser más crítico...

Hoy, cuando le veo azuzar cualquier cosa para meter caña a la familia real, sabiendo que es un monárquico convencido, y aunque tenga razón en lo que diga muchas veces, me parece sobre todo falso...

Saludos.

Guille dijo...

Queridísima Aller.

Siento, creo que por primera vez, estar en absoluto desacuerdo contigo.
El tal Jaime ha pasado de lacayo limpiabotas y promotor number one de la monarquía a su mayor retractor por una mera cuestión de orgullo, pero no del orgullo que mola, no, sino de ese que viene a destiempo y mal.

Él, que se autoproclamaba como mejor amigo del Rey, confesor de Doña Sofi y, casi un padre, para su atolandrado Príncipe, ha caído del cielo, cual ángel Azazel, para ir a parar directamente en una cloaca. Los placeres del infierno le quedan bien lejos, y me temo que ni el mismísimo Satanás daría un duro por el alma de este pobre hombre, que dio un paso el falso el día que abrió la boca para nombrar a Leti.
Ya hubiese preferido él a otra aspirante, más Real (aplicado a realeza) y más digna para nosotros. Pero no, la cagó, y ahora se dedica a pasear a lomos de gafa en mano y boli en boca a modo de lanza quijotesca arremetiendo contra los que antes le abrían sus puertas.

Hasta su, aún admiradísimo, Juan Carlos le dió un toque mientras él sonreía tembloroso de gustirrinín, asunto que dejó claro en una vergonzosa edición de "Está pasando".
tendrías que haberlo visto allí, que no podía ni esperar a hablar, con su boli-labio y gafita. Jodió hasta lo cebos comentando la jugada cuando no tocaba. Y no, eso no era un cebo en si mismo, no, es que no tocaba, se lo digo yo.

La animo a que se baje del carro para, si bien no odiar, ignorar a este brasas deseoso de atenciones y sin talento alguno.

peñafieltro dijo...

real madrid

Anónimo dijo...

real madrid

Anónimo dijo...

Ole tú Guille. Totalmente de acuerdo con lo que dices.

Ya va dando mucho asco lo de la monarquía. Demasiado retrógrado. Demasiado presupuesto y demasiados besamanos/culos.

Besos para todos desde Barcelona, la única ciudad del mundo que se gasta tropecientos mil euros en 6 mierdas de árboles de Navidad de mentira que se iluminan pedaleando. Qué asco da la izquierda snob que gobierna Barcelona.

Anónimo dijo...

Soy una republicana sudamericana y con todo respeto me permito decir que don Jaime Peñafiel, es un profesional de la Heraldica y Monarquia Española, linaje digno del pueblo español ! y el se siente con responsabilidad de señalar, como experto que es, las situaciones imprudentes de una dama culta, periodista pero que nunca se preparo para Princesa, pero que DEBE ESFORZARSE!! especialmente en HUMILDAD y sencillez !!!