lunes, 28 de julio de 2008

PRINCESAS ANA Y MÍA


A menudo hablo (y alguna vez escribo) sobre Anas y Mías. No me siento la salvadora de nadie, pero, siendo sincera, creo que entiendo (y admiro) bastante a estas chicas.
Y creo que las políticas de cerrar sus webs, de silenciar sus voces y de ejercer un moral paternalismo barato, no sirven absolutamente de nada.

Un/a lector/a de este blog, me avisó de que habían plagiado un texto mío en otro blog. En principio me da exactamente igual. Ni siquiera me ofenden que no citen la fuente. El problema es que alguien plagió esta entrada, en un blog que supuestamente lucha contra la anorexia y la bulimia, éste.

Decidida, le envié un comentario a la autora exponiéndole que no me importaba el hecho en sí de que asumiera la autoría de una pequeña labor de investigación mía, pero que me parecía MUY mal que los fines fueran aleccionadores, que utilizara mi texto para posicionarse.
A día de hoy, la copiona no ha publicado mi comentario. Porque por supuesto, la forma de "ayudar" a Anas y Mías es silenciar los datos, ocultar la realidad, y por supuesto, dar vacíos consejos de "Quiérete a tí misma".

Coartar la libertad de expresión es el primer paso para encumbrar atrocidades. Si se persigue a las anoréxicas, si se las demoniza, automáticamente se convierten en mártires, en luchadoras, en iconos.

Igual que para los anarquistas, el resto del mundo se equivoca, para las anoréxicas somos los demás quienes no tenemos ni idea. Y qué quieren que les diga: yo creo a los anarquistas, y creo a las anoréxicas (y no soy ni lo uno ni lo otro).

Es muy complejo ayudar a una Ana/Mía. Tal vez porque entendemos "ayudar" desde nuestra óptica mercantilista, envenenada, maniquea.
No nos engañemos: todas las Princesas (Anas y Mías militantes) son la consecuencia de nuestros decadentes e hipócritas valores. Los vídeos sobre Anorexia y Bulimia que se pueden encontrar en Youtube, además de ser malísimos, están hechos desde una única óptica.

A mí me interesa la voz de las Pricesas, su fuerza, sus carreras de kilos, sus voluntarios suicidios, su forma de quererse, apoyarse, relacionarse y su capacidad de seguir luchando por una causa que entre todos seguimos inoculando cada día.

Siento ponerme tan seria, de hecho estoy cabreada.
Y -aun a riesgo de que cierren este blog- les enumero aquí algunos sites de Princesas. Son escalofriantes:

- Princesa Luadna

- Freasy princesa Ana

- Princesa eterna

- Princesa Wannabe

- Princesas en un cuento de Anas

- Princesita 0408


Lo dice Diana Aller

22 comentarios :

Anónimo dijo...

Entiendo tu reacción en tanto que te han copiado, no han citado las fuentes y tal, pero la cierta loa que haces continuamente a cosas por ser unicamente estéticas creo que busca la ... llamalo perversión o probocación, que en una mente adulta puede dar que pensar y ayudar a matizar la realidad de una forma muy constructiva...
pero en una mente adolescente, que por desgracia es de lo que se trata creo que hay que ser mas claro y tajante...
Que las personas deben pensar por si mismas, si¡¡ si¡¡¡ patatin patatan... pero yo en este caso creo que hay que ser tajante.

te leo siempre ¡¡¡
c3bon

Anónimo dijo...

Espero que Polo se vuelva anorexico y que a sus problemas respiratorios sume el trastorno mental que sufren estas personas, simplemente lo deseo para que te sientas culpable y te odies a ti misma, ni siquiera contemplo que empatices con el dolor de los padres de ese tipo de enfermos. Probablemente así te replantees tus principios estéticos. Porque, que te quede claro, hijadelagranputa, no hay un Artaud o un Panero detrás de cada Loco, ni más heroismo en los outsiders que en los que se levantan a las 7 de la mañana todos los días.

Chema dijo...

Opino igual que tú (en este caso).

Conocí hace no mucho a una princesa por la blogósfera (o cómo se escriba). Lo estaba pasando bastante mal. Me sorprendió todo lo que encontré a partir de ese punto. No tenía ni idea de que hubiese una comunidad de chicas que se consideraban a sí mismas anas, mías, princesas, se apoyaban y se aconsejaban unas a otras.

Y siempre había un elemento en común, la lucha contra los demás, la necesidad de revelarse contra los que no las entendían. Y es triste. Porque creo que realmente no tienen a nadie en su entorno que las entienda.

Imagino a la madre gritando y llorando porque tiene una hija enferma de la cabeza. Al padre diciendo que hará lo que él diga. Al novio que la mira con cara de pena y finalmente la deja.

Y al final qué les queda. Quizás lo único que necesitan es un poco de tiempo y que, simplemente, las sigan queriendo.

A esta chica finalmente le cerraron el blog. Los que no la entendían. Pero eso va a dar igual.

Un saludo.

oligoqueto dijo...

Quizás tengas razón en que utilizar estrategias de oposición frontal sean negativas en algunos casos y favorezcan las rebeliones de las Anas y las Mias. Y en que ellas son un resultado de nuestra propia dinámica consumista y superficial.

Pero parece bastante claro que, en este tipo de problemas, se dan serias manifestaciones de no aceptación de uno mismo, y que los grupos de apoyo que suponen esas páginas son reafirmaciones negativas de una conducta muy nociva.

Por eso quizás tampoco sea la mejor forma de combatir una enfermedad mental el facilitar el acceso a lugares donde se encuentra ese apoyo para agravar la condición de enfermos.

A lo mejor el problema es que no compartes la opinión de que anorexia y bulimia son enfermedades mentales (no lo sé, solo lanzo la hipótesis para continuar mi razonamiento). Y por eso crees que es mejor intentar interesarte por sus motivaciones y deseos que luchar contra lo que les lleva a actuar como actuan.

Pero creo que, al menos en este post y por las palabras que has escogido, cometes el error de situarte en una posición de "admiración" de su "lucha contra el mundo" que ni es justa con la realidad de su sufrimiento (no nos engañemos, estas personas no son realmente felices) ni con las personas que intentan protegerles del daño que se autoinfligen. Tomar partido aquí, y ser aleccionador como el blog que te ha plagiado, tiene su sentido.

Dicho con todo el cariño y el respeto...

Saludos.

Anónimo dijo...

con permiso de la grada, harto más enfermo me parece quien, ya sea realmente o por puro lirismo le desea mal a un niño pequeño* y aprovecha la enfermedad de éste para atormentar a la madre; todo para ser la respuesta ingeniosa de la página de comentarios de alguien que simplemente escribe lo que opina.

anónimo número 2, tú sí que deberías hacértelo mirar. y si por desgracia tuvieras hijos con enfermedades incurables, sinceramente espero que no te topes con nadie que los utilitarice contra ti.

aunque a lo mejor tu intención no es ser la respuesta ingeniosa, ni llevar a cabo la buena acción del día (un día muy gris, parece), sino ver si con 10 líneas consigues que la escritora te conteste. una suerte de neopajillerismo, esta escritora tan lejana e inalcanzable me excita y cabrea a partes iguales, voy a ver si consigo que me insulte y así me corro mejor.

un poco como los pajilleros old school que alegremente insultan y profieren comentarios despectivos acerca de las mujeres que posan desnudas en las revistas que precisan para meneársela.


por cierto, comparto totalmente el postulado de la Señora (no regalo mayúsculas) diana aller acerca de ana y mía, y aprobé psiquiatría con másquedecente calificación. si les da por el intrusismo, amiguitos moralistas, por lo menos documéntense un poco, (panda de mastuerzos).


* el recurso, baratísimo, de referirte al niño por su nombre ha quedado tan lacrimógeno como querías. lástima que por cada lágrima añada además doscientas toneladas de caspa. te ha faltado añadir un olor a fritanga y un mueble de metacrilato de fondo. en todo caso enhorabuena, gañán con ínfulas de filósofo snob ("ni más heroísmo en los outsiders que"... chico, que si te ha leido susan hinton debe estar arrepintiéndose de haber publicado); has conseguido simplemente envidiar a alguien cuyo talento no alcanzarás en la vida. suerte la próxima vez. si crees en las reencarnaciones, claro.

Quique dijo...

La verdad es que es un tema peliagudo en el cual no quiero meterme mucho porque es algo que desconozco.

Sólo diré que mi compañero de piso, nutricionista, estuvo trabajando en un centro de anorexicas y las cosas que relataba cada día al llegar a casa me ponían los pelos de punta...

El problema que tiene es mental, empieza pensando en ello. Claro que ahora tú dirás que es que igual para ella el problema mental lo tenemos nosotros...

Eso sí, te apoyo en lo de la libertad de expresión y de que no se castiguen esas webs...

MHR dijo...

He pasado por unos cuantos blogs a los que enlazas.
La verdad, desconocía esa "comunidad" de Anas y Mías, y Princesas.
Da pena que una chica de estas diga que "no se puede contar las costillas sin estirarse".
Alguna solución habrá, pero desde luego yo no sé cuál.

Quique dijo...

"Quiero ser feliz, delgada, y ....quiero estar viva para cuando esto pase. "

Tremendo.

arancha dijo...

Bueno, confieso que yo también quiero ser feliz, delgada y estar viva para cuando pase.
Los blogs de estas "princesas" me revuelven el estómago y sin embargo, no me quitan el hambre ¡joder!

fer dijo...

que folclórico queda eso de "la Señora (no regalo mayúsculas)" parece Lauren Postigo hablando de La Piquer

Anónimo dijo...

para ti Don lauren postigo, pimpollo.

un toque folclórico cuando tiendes inexorable al barroquismo te vuelve franchement entrañable. pruébelo. cuélguese, quéséyo, unas castañuelas de un cinturón de balas. eso es ser in, y lo demás son tonterías.

fer dijo...

cierto...

Don Lauren Postigo (no regalo mayúsculas)

mil perdones

yosoyanonima dijo...

Para ser una de estas hay que tener mucha voluntad......o carecer de ella por completo.

Asi en generico me resultan muy interesantes, otra cosa es cuando ves que tu amiga o tu hermana estan metidas en esas cosas....

Decir que en una lucha contra el mundo me parece un tanto simplista, tanto como decir que se trata de un problema de autoestima.

Pero interesantes son un rato largo.

Anónimo dijo...

Solo decir que una amiga mia fue anorexica y era un coñazo.cuando dejo de serlo siguió siendo un coñazo y una tontaina... asi que no me parece que fuera una lucha contra la sociedad sino puro mongolismo... tampoco las idealicemos.

Anónimo dijo...

Para chema;

Conocí una chica anorexica y aunque te parezca mentira lo que buscan no es alguién que las comprenda sino alguién que las compadezca... Consiguen tener a todo el mundo pendientes de ellas y contemplandolas dia y noche, sufriendo... todas las familias las adoran y cuidan, sus novios, hermanos etc... y ellas con su castigo les castigan a ellos, les dicen que no es suficiente, que tienen que cuidarlas más, quererlas más, contemplarlas más, asi hasta destrozarles. Además escriben esos blogs buscando más defensores fuera y más gente que las contemple y comprenda... que pena de sociedad y criaturas criamos. La chica que conocí era la persona más querida y cuidada del mundo. Y destrozó a todos los que la rodeabamos. Nos odiaba y humillaba insultandonos cuando la cuidabamos, cuando decidimos dejar de mimarla empezó a comer.

Anónimo dijo...

Acojonante en el último Princesas, el 0408, una frase que reza:

TODO LO QUE TE ALIMENTA TE DESTRUYE

Deberían poner una de esas en la entrada de cualquier Burguer King.

Realmente he flipado en colores con toda esta locura mundana. Aterrador. Y dejen de insultarse, ostias.

FBlack dijo...

solo quisiera decirle al anónimo2 que el respeto es básico y fundamental y que si no comparte la opinión de la escritora de este blog y quiere discrepar lo hiciese con educación y por supuesto sin caer en bajezas mezquinas como ha hecho.
La razón no la ostenta el que mas insulta, mas grita o mas ofende...al contrario se pierde siempre con las formas.

pd. Arancha, a mi me pasa igual...tengo un hambre ultimamente que me lo como to! ;)

vanesa dijo...

buagh, que asquito y a la vez que pena estos blogs... yo siempre he tenido una "thin inspiration", kate me ha hecho mucho daño, pero aquí estoy, preparada para bajar a comprar un kebab...

Anónimo dijo...

'Igual que para los anarquistas, el resto del mundo se equivoca, para las anoréxicas somos los demás quienes no tenemos ni idea.'

Excatamente lo mismo les pasa a los maltratadores de mujeres, de niños y de animales, a los terroristas, a los asesinos en serie, a los del Opus y la Cienciología, a los toreros,...y en general a todo el mundo.

Anónimo dijo...

Desde que hay Internet y los foros se han convertido en el medio de comunicación global más extendido, el número de anoréxicas y bulimicas ha crecido, este tipo de lugares comunes les da herramientas para conseguir llegar antes a su fin, hasta aquí creo que queda claro.
Hace poco descubrí algo absolutamente espeluznante, que de no ser por la existencia de Internet esta práctica nunca se habría podido a cabo ya que al igual que la anorexia es altamente clandestina y necesita de redes para poder obtener información y gente que apoye este tipo de "causas" o como quieras llamarlo.
No sé si habrás oído hablar de los "bugchasers", pues bien, son gente, mayoritariamente homosexual que de manera deliberada y consciente buscan contagiarse con el virus del VIH, alucinante, no?
Este tipo de gente se pone en contacto con otros llamados "Gift givers" que son los que, con absoluto consentimiento les pasan el virus en, a veces, fiestas organizadas llamadas "Conversion parties", o sea, están tan enfermos que creen que un virus que mata a millones de personas, dejan a niños huerfanos y a los que lo tienen han de llevar un estigma tan grande, es un regalo.
Hay alguna analogía con las anorexicas y sus maneras de conseguir información? Sí, Internet, que da el anonimato que necesitan y la absoluta deformación de la realidad en la que viven, donde lo que mata y te destruye es un regalo o tu salvación.
Las dos son prácticas horribles, son la búsqueda de la muerte y la degradación del alma y del cuerpo, las dos prácticas aunan a gente que se debe de odiar mucho como para buscar la muerte deliberadamente.
Llegados a este punto si que creo que hay ciertos tipos de información que deberían de ser erradicados, no todo es valido, no todas las prácticas nocivas tienen que tener un foro de ayuda para buscar caminos rápidos a la destrucción, no todo vale por la libertad de expresión.

Anónimo dijo...

Es una lástima la gente que cae en este tipo de trastornos mentales.Paradójicamente lo que tienen es una obsesión casi pornográfica por aquello que tanto odian:la comida.Asi que visto desde fuera, desde lo que se puede considerar la perspectiva de la cordura,resulta absurdo pero inspira ternura, como cuando sabes que un niño está a punto de meterse un morrazo contra el suelo mientras está jugando.Hay parte de ti que desea advertirle o cogerlo de la mano,pero hay otra que sabe que sólo cuando se lleve el golpe y pruebe el sabor de la sangre aprenderá a tener más cuidado la próxima vez.El ser humano está programado desde hace siglos para conseguir comida,esto que era un hábito beneficioso cuando no viviamos en la abundancia que tenemos hoy en día se ha convertido en el cancer de nuestra sociedad.Por un lado esta IRREMEDIABLE tendencia a "conseguir alimentos" en una sociedad donde los tenemos ilimitadamente al alcance provoca tanto obesidad y problemas de salud asociados como la ansiedad y sentencia a una infelicidad permanente de estas chicas que se empeñan en luchar contra algo que se escapa de nuestro control.Si, puedes dejar de comer,incluso mucho tiempo,pero a largo plazo nadie le gana la batalla a la carga genética,somos animales y negar la propia naturaleza solo las va a llevar a una montaña rusa de fracasos y tristeza.Es una batalla perdida de antemano.Todo esto sin entrar en las connotaciones estéticas de por qué no es atractivo ser un saco de huesos ni morales de por qué las mujeres no somos meros objetos decorativos que pasamos por el mundo con el unico fin de mirarnos el ombligo a todas horas...

Loth dijo...

No deberías mitificar una enfermedad mental, y lo es en la medida que perjudica a las personas implicadas en todas las facetas de su vida.

Ellas mismas ya revierten su obsesión patológica de lucha mártir o abstinencia beatífica, como si de una huelga o denuncia social se tratara, porque el perfil de estas afectadas corresponde a una persona persistente y perfeccionista que sabe argumentar y aprende a mentir con tal de justificar su trastorno.

Y lo siento, critican ser producto de una sociedad superficial, consumista e hipócrita, sometiéndose a sus cánones, cuando sería mucho más reivindicativo y transgresor el aceptar su cuerpo y dotar su vida de un significado más trascendental que las tallas, los kilos o las calorías.

La clausura de webs, foros o blogs no es indiscriminada. Conozco diversas páginas de testimonio que prevalecen porque no pretenden fomentar ni incentivar su enfermedad mediante engaños y trucos que promueven un ideal estético nocivo y falso.

Este movimiento ana o movimiento mia es una secta que apela a la autolesión, al ayuno, a la automedicación y a la marginación para lograr sus objetivos.

La libertad de expresión, éticamente, se subyuga al principio de beneficencia, y aunque sólo sea para evitar que niños y adolescentes (poblaciones de riesgo) se predispongan a considerar en los desórdenes alimentarios una rebelión o un estilo de vida, estas actitudes deben censurarse.

Obviamente, no disuadirá a los ya enfermos, pero el objetivo no es curar, sino prevenir.

Y créeme, la proliferación de estos contenidos está siendo un factor mucho más influyente que las pasarelas de modelos, por su proximidad y su accesibilidad a todos los públicos.

Si las anoréxicas y bulímicas necesitan ayuda o apoyo, la mejor manera es acudir a un profesional, ya sea un nutricionista o un psicólogo, no permitir que intercambien trucos y
retroalimenten lo que empieza siendo una obsesión y se convierte en un delirio desinformado y desesperado.

No deseo coartar tu opinión, pero deberías ser consciente de que es infundada y malsana. Sin acritud.